La importancia de Gestionar la Relación entre los Departamentos de Ventas y Financiero en un hotel

La importancia de Gestionar la Relación entre los Departamentos de Ventas y Financiero en un hotel

El éxito de un hotel, depende en gran medida de lo eficientes que sean sus departamentos de ventas y finanzas. 

Un departamento de ventas se enfoca principalmente en expandir la base de clientes del hotel, y un departamento de finanzas se enfoca en lograr la rentabilidad. Una organización depende de una relación sana entre sus departamentos de ventas y finanzas. En algunos hoteles, los departamentos no se comunican ni colaboran eficazmente, y en otros, cuando lo hacen saltan las alarmas, lo que puede afectar negativamente a al funcionamiento general del hotel. 

Es función de la dirección por lo tanto, desarrollar y cultivar una coordinación estrecha entre los dos departamentos. 

No construir una relación sólida entre los departamentos de ventas y de finanzas de un hotel puede obstaculizar el crecimiento y la rentabilidad de cualquier empresa hotelera. Click To Tweet

El Departamento de ventas

La estructura de un departamento de ventas depende del tamaño del hotel, su idiosincrasia, su marca, y más factores que cabe detallar en un artículo aparte, y se enfoca en cerrar acuerdos y aumentar los ingresos al vender los servicios del hotel. El departamento de ventas trabaja en conjunto con el departamento de marketing para desarrollar estrategias para atraer nuevos clientes. También depende del departamento de finanzas para desarrollar políticas de crédito que satisfagan las demandas de los clientes y para proporcionar una facturación eficiente y un servicio al cliente de calidad. Con el enfoque principal en aumentar los ingresos, es posible que un departamento de ventas no monitoree completamente o de cerca el dinero que gasta para realizar sus tareas, lo que puede crear fricciones con el departamento de finanzas si es eficiente en su labor.

El Departamento de Finanzas

Los departamentos de finanzas se enfocan en obtener ganancias y al mismo tiempo limitar los costos dentro de lo que los estándares de servicio y las exigencias competitivas del hotel lo permitan. Uno de los propósitos principales del departamento de finanzas es desarrollar presupuestos operativos. Los empleados de finanzas utilizan las proyecciones del departamento de ventas para desarrollar pronósticos a corto y largo plazo. Aunque las políticas de crédito benefician al departamento de ventas y a la organización en su conjunto, el departamento de finanzas debe lidiar con las por cobrar, el crédito y la deuda.  En definitiva, la tesorería constituye su principal quebradero de cabeza.

Trabajando juntos

Los conflictos entre los departamentos de ventas y finanzas generalmente se basan en cómo se gasta el dinero. Un departamento de ventas puede quejarse de las expectativas de la organización para aumentar los ingresos y atraer nuevas cuentas con un presupuesto limitado. El departamento de finanzas puede quejarse de que aunque las ventas de la organización están aumentando, el departamento de ventas gasta demasiado dinero para lograr el aumento, o que se gasta mucho en comparación con lo que se ingresa. Pueden surgir problemas entre los departamentos de ventas y finanzas si los departamentos establecen objetivos de rendimiento que no tienen en cuenta al otro departamento.

Mejorando la relación

Los directores deben centrarse en mejorar la relación entre los departamentos de ventas y finanzas. Los buenos líderes pueden facilitar la comunicación que los jefes de departamento no pueden debido a conflictos de intereses. Algunos hoteles encuentran el éxito al permitir que los empleados de ventas y finanzas de niveles inferiores se unan, porque están más abiertos a las ideas de mejorar la comunicación. Las empresas deben centrarse en desarrollar estrategias de ventas que produzcan la mayor rentabilidad. Los departamentos de ventas y finanzas desempeñan roles significativamente diferentes en una empresa, pero los directores deben conciliar los roles para centrarse en el resultado final.